A través de este servicio nos ocupamos del día a día de sus instalaciones, desde la misma puesta en marcha del inmueble hasta la gestión continua de las necesidades de seguridad, limpieza, administración, mantenimiento, reparaciones y logística.

Nos encargamos de realizar auditorías para controlar el correcto estado de las instalaciones y revisar que el personal y empresas proveedoras desempeñen su labor con las mayores garantías.

Desarrollamos pliegos y concursos para seleccionar a los mejores proveedores de cara a que el servicio de mantenimiento de sus instalaciones quede en las mejores manos y dentro de los costes adecuados.

Y por supuesto nos encargamos de realizar un seguimiento continuo y exhaustivo de todas las tareas y actuaciones llevadas a cabo para que ni usted ni sus empleados se tengan que preocupar por otra cosa que no sea su negocio.