Los edificios de 24 horas

Un nuevo modelo o perspectiva integral de diseño y uso urbano se está instalando en las ciudades, haciendo que las prioridades se deriven hacia las personas que en ellas habitan.  Ante esta nueva orientación los arquitectos han comenzado a diseñar en las ciudades proyectos flexibles, de espacios públicos o privados de usos múltiples para ser utilizados a lo largo de todo el día. Son los «edificios de 24 horas» cuya finalidad son los vecindarios transitables, de mayor densidad con un uso mixto y flexible, acordé con las necesidades de una ciudad en constante evolución.

Y haciendo uso de esta idea, la sede de Perkins +Will en Dallas ha aprovechado un antiguo edificio histórico para crear un espacio de trabajo que fomente la creatividad y la innovación. Conectado con los centros de transporte público, este edificio abierto las 24 horas del día, ofrece espacios comunitarios y para conferencias, fomentando así las relaciones con la comunidad. Proyecta también un espacio multifamiliar adyacente a las oficinas para celebrar eventos, restauración o actividades al aire libre.

Este movimiento tiene como objetivo liderar una arquitectura conectada de uso multifuncional que sirva para mejorar la salud y la eficiencia de recursos de todos los habitantes de las ciudades, buscando conciliar espacios públicos y privados que enlacen espacios de trabajo y espacios vividos. En ellos, las comunidades juegan un papel fundamental a la hora de revitalizar los espacios construidos y más saludables. En este sentido, los edificios de 24 horas pueden ser el inicio a una economía de intercambio comprometida con el bienestar y la calidad de vida.

Si tenemos en cuenta que un edificio de oficinas solamente se utiliza durante unas determinadas horas al día y de lunes a viernes, ¿por qué no buscar otros usos alternativos para que estos sean eficientes las 24 horas del día?

Os dejamos aquí el enlace a la noticia:

https://workdesign.com/2019/03/the-sharing-city-that-never-sleeps/