La importancia real de la oficina

En los últimos meses hemos visto que a raíz de la pandemia, ha cambiado considerablemente la forma de trabajar. Los lugares de trabajo se han remodelado para adaptarse a la situación creada por el Covid-19 y las oficinas, posiblemente, no volverán a ser como antes. Teniendo en cuenta además, que la productividad de los empleados no ha mermado al trabajar de forma remota y, pasadas las dificultades iniciales, muchos de ellos han podido comprobar los beneficios que supone no realizar desplazamientos o la mayor posibilidad de conciliar la vida profesional y laboral, ¿que le depara a la oficina en el futuro? ¿Es realmente tan importante una sede física para alojar a todos los trabajadores?

Con el objetivo de ayudar a las empresas a reorganizar sus espacios de trabajo ante esta situación, estudios recientes han analizado si realmente trabajar físicamente en la oficina afecta a la productividad, eficacia y compromiso de los trabajadores y saber, qué aspectos son claves para la consecución de estos.

En este sentido, en primer lugar, se analiza cómo utilizarán los empleados los lugares de trabajo. De los resultados obtenidos del estudio Future of Work 2020, el 46% de los trabajadores opina que en casa, es tan productivo como la oficina , si no más. Sin embargo todos ellos echan de menos el contacto con el resto de compañeros, espacios diseñados para la concentración y poder disponer de las mismas facilidades en tecnología, software o mobiliario como si estuvieran en la oficina. Teniendo en cuenta que las necesidades de los trabajadores dependen de su función laboral, realizar una serie de encuestas o entrevistas a los empleados para saber las necesidades de cada equipo, puede ayudar a averiguar esas necesidades y realizar planes personalizados para cada caso. En el momento actual las empresas están dando a los empleados que así lo desean, la posibilidad de volver a la oficina, primando la seguridad al adecuar el porcentaje de ocupación que posibilite el distanciamiento social.

En segundo lugar ¿cómo esperan las empresas que se use el espacio de trabajo? Para ello, se han empezando a recopilar datos, ya que el porcentaje de utilización de un espacio anterior y posterior a la pandemia, ha cambiado enormemente. Las empresas tienen que organizarse para saber cuántas personas van a utilizar la oficina y gestionar los recursos allí donde sea más necesario. Hay que tener en cuenta que muchas empresas, en determinados puestos, tenían un porcentaje de ocupación del 55 %, que con posterioridad a la pandemia, se ha visto reducido al 35%. Con ello las empresas pueden elaborar planes estratégicos a nivel individual, de equipo o corporativo, que orienten la gestión de recursos de una forma eficiente y productiva.

En tercer y último lugar, se ha analizado cómo afectará una nueva organización al trabajo en equipo y la colaboración. Son muchos los factores que pueden influir en el sentimiento de bienestar de un empleado, ya que las relaciones que crean entre ellos mismos y sus compañeros, son fundamentales a la hora de desempeñar sus funciones y valorar en si el trabajo, o sentirse más o menos comprometido con la empresa. Aspectos tales como la ubicación de la oficina, las tareas a desempeñar, el cargo, la misma personalidad de cada uno de ellos, etc., podrían afectar a la colaboración, pero las empresas, esperan que todo ello evolucione favorablemente, en paralelo a las circunstancias, teniendo en cuenta que las relaciones laborales, serán más flexibles y adecuadas a las necesidades de todos y en cada momento. Todo ello orientado a optimizar sus espacios de trabajo en el futuro.

A tenor de lo anteriormente dicho, ¿Cómo se utilizarán los espacios de trabajo? No lo sabemos con seguridad. De la crisis sanitaria hemos aprendido que se puede trabajar desde cualquier lugar sin necesidad de estar presencialmente en la oficina, pero los estudios y resultados analizados nos indican que será necesario seguir estudiando en función de cómo evolucionen los acontecimientos, para gestionar los recursos de la forma más adecuada y conseguir que la oficina sea productiva a la par que segura.

Te dejamos aquí el enlace a la noticia: https://www.workdesign.com/2020/08/the-role-of-workplace-analytics-in-finding-the-real-value-of-the-office/